Bravo por Telefónica, por fin se ha dado cuenta que la guerra emprendida con sus competidoras a la hora de captar nuevos clientes no sólo no le estaba dando resultados, sino que fomentaba la «infidelidad» de sus clientes a quines les salía más rentable cambiar de compañía y al cabo de un tiempo volver a Telefónica que permanecer en la misma (acceder a reportaje completo en expansión)

 

 

 

Pero parece que el operador dominante del mercado español va a a cambiar de estrategia, tal y como  anunció Jesús Ángel Pastor – jefe de comunicación relacional y marketing de negocios de Telefónica España – en su intervención en el encuentro de Hoy es Marketing organizado por ESIC este jueves en Madrid. Jesús Ángel Pastor señaló que  se van a centrar en dar las mejores ventajas a sus clientes habituales, y por tanto dejarán de incentivar la captación frente a la fidelización, incluso proclamo que «no quieren el dinero de sus clientes sino su corazón» (en realidad aclaró después que lo que quieren es ganar dinero ganándose antes su corazón).

 

Ojalá sea así, y que cunda el ejemplo, ya que ante mercados en recesión – y en opinión de este humilde blogero – la clave de la supervivencia está en la fidelización de tus clientes, quienes aún están dispuestos a valorarte más allá de tu precio. Sin embargo, captar nuevas cuentas no sólo es la estrategia más habitual (tuya y de tu competencia) sino que por lo general se hace a costa de recudir precios y rentabilidad.

 

Estaremos pendientes de Telefónica a ver si cumple su promesa.